Alergia a alimentos: frutas y frutos secos

En los últimos años se ha observado un aumento de la frecuencia de alergia a alimentos, en la gravedad de las reacciones y en el número de alimentos implicados.

Esta es una guía epidemiológica de posibles reacciones a diferentes alimentos en pacientes con alergia a alimentos, pero hay que individualizar cada caso en las consultas de Alergología.

Descargar tabla de reactividad cruzada de alimentos

 

Alergia a frutos secos

La alergia a frutos secos engloba a un grupo de semillas de plantas de familias botánicas diferentes que se consumen en su forma desecada. Los frutos secos ocupan un lugar importante en la alergia a alimentos aunque hay diferencias debido a los distintos hábitos dietéticos, en España es la segunda causa de alergia alimentaria detrás de la alergia a alimentos vegetales, seguida de alergia a pescado, marisco, cereales y legumbres.
 
La mayoría de las proteínas que producen síntomas de alergia por frutos secos son proteínas de almacenamiento, y están presentes en diferentes frutos secos, así como en algunas legumbres, por lo que un mismo paciente podría ser alérgico a diferentes frutos secos y/o legumbres.
 
Los síntomas que produce la alergia a frutos secos pueden ser leves como picor orofaríngeo, lesiones o picor cutáneos, dolor abdominal… o síntomas más graves que afecten al aparato respiratorios y/o cardiovascular.